viernes, 26 de abril de 2013

Pensamiento Racial NacionalSocialista-Walter Gross

Pensamiento Racial NacionalSocialista.

Bundesarchiv Bild 146-2007-0118, Walter Gross.jpg

Walter Gross o Walter Groß (October 21, 1904 - April 25, 1945)

Más abierto a la mal interpretación es el punto de vistanacionalsocialista en cuanto a las relaciones entre las varias razas del mundo.Se ha cuestionado si los fundamentales principios raciales de la teoría delnuevo mundo no deben engendrar condescendencia y desdén hacia la gente de razadiferente.
Todo lo contrario, estos principios ofrecen la mejor garantía para lamutua tolerancia y para la pacifica cooperación de todos.
Aceptamos el hecho de que los de otra raza son diferentes a nosotros.Esta verdad científica es la base, la justificación y, al mismo tiempo, laobligación de cada política racial sin la cual no es posible una restauraciónde la Europade nuestros días. Para nosotros no es posible decir si otras razas son mejoreso peores. Para ello tendríamos que trascender nuestras propias limitacionesraciales durante la duración del "veredicto" y convertirnos ensupra-hombres, actitud desde la cual seria posible formar un veredicto"impersonal" sobre el valor o falta de tal de las diversas formas devida de la naturaleza. Pero todos nosotros somos demasiado conscientes de loslazos inseparables de la sangre y nuestra propia raza para intentar a aspirar aun tal punto de vista ultra-racial en un terreno abstracto....
....
Los principios raciales del nacionalsocialista son la más segura garantía para respetar la integridad de otras naciones. Es incompatible connuestras ideas el pensar la incorporación de otras nacionalidades a Alemaniacomo resultado de conquistas, ya que ellos siempre permanecerán (a causa de susangre y espíritu extranjero) como un cuerpo extraño dentro del estado alemán.Tales temerarios pensamientos podrían ser tolerados por un mundo que tiene comometa el poder económico o puramente la extensión territorial de sus fronteras,pero nunca por un hombre de estado que piense en las líneas orgánicas yraciales cuyo principal cuidado es la conservación de la grandeza y de launidad esencial de su pueblo unidos por los lazos de la sangre. Por esta razónno tenemos nada en común con el chauvinismo y el imperialismo porque nosotrosquerríamos dar a las otras razas de la tierra los mismos privilegios quepedimos para nosotros: el derecho a modelar nuestras vidas y nuestro mundoparticular de acuerdo con los requerimientos de nuestra propia naturaleza. Y siel nacionalsocialista desease ver la prohibición de la desenfrenada mezclaracial, no hay nada en ello de lo que puedan acusarnos.
Después de todo, nosotros, los mismos alemanes, mirados etnológicamente,somos una mezcla. La demanda nacionalsocialista es solo de que el derecho de lasangre y las leyes de biología deberían ser mejor observadas en el futuro......



No hay comentarios:

Publicar un comentario